OneCoin: ¿Funciona o es una estafa? Opiniones reales

Dentro de los diferentes fraudes que conocemos como contrastados, tal como Plus Token o Bitcoin Up hoy vamos a destacar uno de los más grandes, y puede que rocambolescos. Nos referimos a OneCoin.

Aunque con parámetros básicos de fondo similares a otros fraudes, como la promesa de grandes beneficios y la supuesta exclusividad compartida (con millones de usuarios) lo cierto es que en el fraude de OneCoin hay elementos casi como para el guion de una película. Personas en paradero desconocido, detenidos, juicios, y un fraude que, difícilmente llegaremos a saber hasta donde llegó. Se habla de no menos de 5000 millones de dólares, pero hay fuentes que hablan de más de 19.000 millones.

¿Una primera sugerencia? Pues bien, una alternativa real para invertir en criptodivisas en modo automático es el Copy Trading, un software que permite copiar las operaciones de los mejores inversores y replicarlas en nuestra cuenta. Un método real y certificado, con millones de clientes en todo el mundo.

A lo largo de la guía analizaremos todas sus características para una comparación objetiva, mientras tanto sugerimos echar un vistazo a la página de inicio para empezar a entender inmediatamente de qué se trata:

Haga clic aquí para descubrir cómo funciona el Copy Trading

OneCoin: qué es

Cuando se trata de un fraude ya reconocido y juzgado, como es el caso, no nos detenemos en lo que prentendía ser, si no en lo que era realmente. Se trata de un enorme sistema ponzi basado en la captación multinivel.

El sistema prentendia sostenerse sobre una criptomoneda asentada en una cadena de bloques privada que, supuestamente, se minaba en Bulgaria y Hong Kong. Todo el entramado se manejaba a través de dos compañías offshore OneCoin Ltd. (Dubai) y OneLife Network Ltd. (Belice). Ambas compañías eran dirigidas por la misma persona, la ciudadana Búlgara Ruja Ignatova actualmente en paradero desconocido. Tras la fuga de esta, el control de la estafa pasó a manos de su hermano, quien fue posteriormente detenido y juzgado, como veremos más adelante.

La estafa se mantuvo activa durante varios añós y alcanzó, según estimaciones, a cerca de tres millones de personas. En la actualidad, la mayoría de dirigentes del fraude o se hallan fugados o procesados. Durante los procesos judiciales quedó claro que una buena parte de la estructura humana de OneCoin eran viejos conocidos de otros sistemas piramidales o esquemas Ponzi anteriores.

Alternativas a OneCoin

Un buen ejemplo de sistema automático de inversión real, seguro y confiable, es el Copy Trading de eToro.

eToro no va a prometer ganancias garantizadas, o rentabilidades que te harán millonario en mes, pero, sí la posibilidad de invertir de manera automática. El modelo automatizado de eToro es radicalmente distinto al de OneCoin. eToro es una plataforma regulada y ofrece un entorno seguro para invertir, como han comprobado millones de usuarios.

El funcionamiento del Copy Trading es muy fácil de entender. Una gran cantidad de inversores expertos se ofrecen a ser copiados. Ponen a nuestra disposición sus portafolios. El usuario puede valorar la rentabilidad, el nivel de riesgo o analizar el portafolio. Cuando elige a quién copiar el proceso se vuelve automático. Una parte del dinero en depósito empieza a invertir como lo hace el portafolio del experto. Lo que él obtiene de rentabilidad lo obtiene el copiador. Obviamente no es una inversión garantizada, pero sí permite invertir como experto sin serlo de manera automática y simple. Posibilidades reales de rentabilidades reales.

Todas estas funciones, y el resto de las disponibles en el broker se pueden probar con su cuenta demo con dinero virtual, sin riesgo sobre tu capital.

Haga clic aquí para activar el Copy Trading de eToro ahora

OneCoin: cómo funciona

OneCoin es un sistema ponzi en el que el rendimiento se producía sobre la propia criptomoneda del fraude. Con lo que se lograba cuadrar el círculo.

El funcionamiento propuesto era el siguiente. El negocio principal de la firma era la comercialización de material de formación. Este material, o paquetes educativos, tenían diferentes precios que iban desde lo más básico por tan solo 100 euros, hasta lo más complejo por más de 100.000 euros. Cada paquete otorgaba una serie de activos digitales sobre una cadena de bloques centralizada que, sobre el papel, se minaba en servidores ubicados en Bulgaria y Hong Kong. El material educativo, por cierto, no solo era de pésima calidad en cuanto a presentación, si no que en su totalidad eran copias de otros cursos y plagios varios.

Lo cierto, es que a pesar de hablar teóricamente, y abiertamente, de un sistema de venta educativa con recompensa en criptomonedas, la captación de nuevos usuarios se hacía de manera recurrente con el gancho del valor de la criptomoneda.

La moneda obtenida no se podía canjear en ningún lugar. La plataforma ofrecía OneCoin Exchange, xcoinx. Este era un sistema interno donde aquellos inversores de mayor nivel (nunca los de menor nivel) podían canjear el activo en euros. Sin embargo, esto también tenía trampa. Los límites de retirada y conversión dependían del nivel del usuario, es decir, de cuanto había gastado comprando los paquetes. De esta forma las retiradas eran muy bajas, y siempre limitadas. Los referidos y la captación de terceros era la base de mejorar la supuesto posición de privilegio, que al final no era tal, ya que los límites de conversión estaban pensados, precisamente, para que nadie pudiera realmente sacar su dinero.

OneCoin cerró definitivamente tras las sucesivas acusaciones de fraude, que continuaron con detenciones, denuncias y juicios.

OneCoin: opiniones y comentarios

Cuando hablamos de la presencia de OneCoin en análisis y comentarios en internet tenemos que marcar un antes y un después: el de las denuncias de fraude y el cierre del soporte.

Ya desde el momento mismo de su nacimiento, OneCoin, vino acompañado de sospechas y críticas negativas. Sin embargo, un hecho determinante, la desestimación de una primera investigación por la FCA, espoleó el fraude y lanzó, como suele ocurrir, a los participantes a captar más referidos para aumentar su nivel y beneficios supuestos. En esta fase vamos a encontrar firmes defensores del sistema, incluso después de la fuga de su principal cerebro.

La segunda fase es cuando comienza el aluvión de investigaciones abiertas, prohibición de operar que salta a una enorme cantidad de países, y sobre todo, cuando los usuarios comienzan a entender que el activo digital realmente es una quimera. Las detenciones comienzan, y se inician procesos como el de Konstantin Igantov, hermano y continuador del fraude quien se acaba declarando culpable de fraude y lavado de dinero. Por otro lado recientemente Ignatov ha eludido la prisión al alcanzar un acuerdo con un grupo de grandes afectados por la estafa.

En esta segunda fase, lógicamente, las pruebas son tan abrumadoras que todas las opiniones, comentarios, etc son totalmente negativos. Saltando el caso a la prensa generalista.

A pesar de que la plataforma ha sido prohibida en todo el mundo, en los últimos meses ha habido movimientos que podrían señalar a alguno de sus impulsores detrás de un proyecto similar.

OneCoin Fraude

OneCoin: recuperar el dinero perdido

Como indicábamos anteriormente, en un juicio reciente uno de los cabecillas del fraude eludía la prisión al llegar a un acuerdo con la acusación. Esta acusación estaba compuesta por inversores en el fraude, pero, por grandes inversores, es decir, persona perjudicadas que son capaces de enfrentar los costes de un proceso judicial de estas características.

Para la gran mayoría de personas que colocó su dinero en este proyecto va a resultar difícil, realmente imposible, recuperar lo perdido. Técnicamente, a cambio, recibieron material educativo, ya que los activos digitales eran una recompensa en función del volumen que el usuario gastaba en materiales, pero, obviamente, esto no era así. La inversión se realizaba por el supuesto valor de la criptomoneda.

Por tanto, malas noticias, este dinero perdido no será recuperado. No hay en este caso, además con el añadido de la distancia en el tiempo la posibilidad de solicitar retrocesos al banco o acciones similares. En todo caso, si quedan abiertas causas colectivas, o se abren nuevas causas, sumarse a ellas. Pero la situación hoy en día es confusa respecto a esto y no hemos encontrado ninguna causa colectiva abierta.

Estafas similares

Conclusiones

OneCoin ha sido una de las grandes estafas sobre criptomonedas de los últimos cinco años. Teóricamente el proyecto se basaba en un sistema de venta de materiales educativos para el comercio. Estos materiales se dividían por paquetes o niveles con valores distintos, desde los básicos a 100 euros hasta los más complejos por encima de los 100.000 euros. El usuario, junto a los materiales, recibía un activo digital basado en una supuesta cadena de bloques que se minaba en dos servidores, uno en Bulgaria y otro en Hong Kong.

Aunque esta era la teoría, la práctica era que se buscaba captar usuarios a través del supuesto atractivo del valor de las criptomonedas. Estas criptomonedas, por otro lado resultaba complejo canjearlas ya que para ellos había que cumplir requisitos relacionados con los niveles de inversión y a la vez existían límites.

Al final tras denuncias e investigaciones el fraude quedó al descubierto, la plataforma se paralizó y comenzó una serie de juicios, demandas, etc.

Es difícil cuantificar el fraude pero algunas fuentes hablan que puede haber llegado por encima de los 19.000 millones de dólares.

El hecho de que este tipo de supuestos sistemas automáticos no funcionen no implica que otros sistemas no lo hagan. Un buen ejemplo lo tenemos en el copy trading de eToro. Un sistema automatizado que se realiza a través de una plataforma de trading regulada y confiable.

Plataforma: etoro
Depósito min.: 50€
Licencia: Cysec
España: ✅ Latinoamérica: ✅
  • Copy Trading
  • Simple E intuitivo
  • ➥ Empieza
    1star 1star 1star 1star 1star

    Preguntas Frecuentes

    ¿Qué era Onecoin?

    Se trata de un fraude declarado como tal que ha generado juicios, condenas, y supuesto la pérdida de miles de millones de dólares. Sobre un supuesto sistema de venta de paquetes educacionales con recompensa de criptomonedas se escondía un sistema Ponzi.

    ¿Era un fraude Onecoin?

    En este caso podemos hablar abiertamente de estafa porque así lo han decretado los tribunales. Inicialmente una serie de países comenzaron a prohibir las operativas de la plataforma hasta que, al final, la detención de sus principales impulsores precipitó la prohibición absoluta. Se ha basado en un sistema tradicional de estafa como es el Ponzi, aunque en este caso matizado con elementos multinivel. Por tanto, efectivamente, se ha tratado de una estafa y como tal debemos entenderla.

    ¡Haz clic para puntuar esta entrada!
    (Votos: 0 Promedio: 0)
    Deja una respuesta